Manifiesto

Manifiesto de una escritora autopublicada

Thomas Edison dijo que para crear la bombilla necesitó 1000 intentos. Meryl Streep ha ganado 3 Oscars y sin embargo ella se considera la mayor perdedora de la historia del cine. Yo no he creado la bombilla ni he ganado un Oscar, ¡pero jamás me rindo! 

Con esto quiero decir que el camino del escritor autopublicado es tortuoso. A menudo, somos desdeñados. Nuestras obras suelen mirarse de puntillas. Muchas personas (¡que el punto y coma me libre de generalizar!) piensan: «si no se lo publica una editorial, por algo será». Pero yo debo decir que esto no es del todo así.

En primer lugar, debo decir que los escritores y escritoras autopublicados lo hacemos bien. Nosotros también nos documentamos, pasamos horas (y noches) haciendo trabajo de campo para dotar a nuestras obras con el rigor y la riqueza que merecen; También mimamos los párrafos, escribimos y reescribimos, buscamos metáforas a conciencia…

Y, en segundo lugar, la realidad es que las editoriales están sobresaturadas de manuscritos y no pueden hacer frente a todos los que les llegan.

Esto convierte a la autopublicación en la única alternativa factible al temido cajón. ¡Y eso es genial! Gracias a que existe, tengo la oportunidad de compartir lo que escribo. ¿Y acaso no es lo que todo escritor/a desea? ¿Tener lectores y lectoras?

De ahí a que haya montado este espacio. Para mostraros, lectores y lectoras, cómo armo yo el esqueleto de las frases; Cómo enredo yo las palabras. Cómo concibo yo este oficio. Lo cierto es que tengo una legión de historias que no aguantarán dentro del cajón mucho más tiempo. Mis personajes están comenzando a impacientarse. Algunos, hasta se rebelan y amenazan con huir. Y eso es algo que no estoy dispuesta a dejar que suceda. 

Podéis pasearos por esta página y entreteneros con algunas historias que escribo directamente para este espacio. Yo las llamo eStories. No son muchas, pero dadme tiempo. O también podéis darle una oportunidad a mis novelas. ¡Os animo a conocerme entre las páginas!

Fdo: Una escritora autopublicada